Menu



Newell's desaprovechó hoy la posibilidad de mantenerse como escolta del líder, Boca Juniors, al caer derrotado en su estadio 3-1 frente a Rosario Central, su clásico rival, en la fecha 24 del torneo argentino de fútbol.

El partido debió ser suspendido por el árbitro Federico Beligoy a los 92 minutos cuando aficionados de Newell's agredieron al asistente Ezequiel Brailovsky con un objeto contundente que le golpeó en la cabeza.

El volante Federico Carrizo, con un remate cruzado de zurda, abrió el resultado (9'), el goleador Marco Ruben amplió de cabeza (31') y el delantaro Germán Herrera (90') sentenció el encuentro frente al arquero Luciano Pocrnjic para que Central se adueñara del duelo de Rosario, a casi 300 kilómetros al norte de Buenos Aires.

Central manejó el partido a partir de la presión que ejerció en la mitad de la cancha y que interrumpió el sistema de juego de Newell's, que pudo poner el encuentro 1-2 a dos minutos del final con un tanto del volante Mauro Formica, de zurda.

Rosario Central terminó el encuentro con diez jugadores por la expulsión del defensor José Leguizamón a los 82 minutos.

Lea También: San Lorenzo vence en el clásico a Huracán y es escolta en Argentina

La derrota dejó a Newell's con 45 puntos, cuatro menos que Boca Juniors, al que visitará el próximo domingo y que esta tarde disputa el superclásico del fútbol argentino frente a River Plate. Central, por su parte, trepó a 40 unidades.

La 24 fecha del torneo argentino enfrenta a la mayoría de los equipos con sus clásicos rivales.

En Santa Fe, a 460 kilómetros de Buenos Aires, Colón y Unión igualaron 1-1.

El defensor Germán Conti (26') marcó en contra para Unión, mientras que el delantero uruguayo Diego Vera (62') igualó de penal para Colón, que quedó con 44 puntos en el certamen.

e-max.it: your social media marketing partner
Tagged under: Argentina,
Encuentro Deportivo