Menu



Los Lobos BUAP (de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla) empataron 2-2 como visitantes ante los Dorados de Sinaloa este sábado y consiguieron el ascenso a Primera División en México gracias a su victoria 1-0 en el partido de ida.

Los Lobos jugarán en la máxima categoría del fútbol mexicano por primera vez en su historia, donde sustituirán a los Jaguares de Chiapas, y serán el segundo equipo del estado de Puebla, ubicado en el centro del país.

Dorados vendió cara la derrota. En la vuelta, con el marcador en contra, los locales se pusieron en ventaja con un gol olímpico de Moisés Velasco (minuto uno) con la complicidad del guardameta Francisco Canales.

A la media hora de juego, los sinaloenses se pusieron 2-0 con la anotación del argentino Gabriel Hachen. Pero los Lobos, lejos de intimidarse por la situación, mostraron su mejor cara a partir de entonces.

Diego Jiménez (36’) aprovechó un rebote en el área rival y remató cruzado para el 2-1 (2-2 global). Cinco minutos después, la figura de la serie, el mexicano Amaury Escoto, culminó el ascenso con una volea de primera intención a la salida de un tiro de esquina.

El 2-2 final (3-2 global) le alcanzó a los universitarios para llevarse la serie. Escoto, que anotó también el 1-0 de la ida, había sido expulsado en dicho partido después de que el árbitro considerara que había agredido al portero rival, pero pudo jugar la vuelta después de que que el club apelara la sanción.

Lea También: Tigres se acerca a la final en México a la espera de Chivas o Toluca

"Ahora toca festejar, descansar y prepararnos para lo que viene", declaró Escoto al portal deportivo "Medio Tiempo" después del encuentro. "Me tocó a mí hacer los goles, pero el equipo lo sufrió, lo luchó e hizo lo necesario para lograr el ascenso", agregó.

"Jugando y poniendo el corazón por delante se pueden lograr muchas cosas, nos dedicamos a hacer lo que veníamos haciendo desde la Liguilla y eso fue lo que nos sacó adelante", aseguró el atacante.

Por su parte, Rafael Puente Jr., entrenador de los de Puebla e hijo del reconocido ex jugador Rafael "Guama" Puente, explicó la fórmula del éxito de los Lobos: "Carácter, temple, madurez, y perdón por la expresión: huevos", le dijo a la prensa al terminar el partido.

Para Puente Jr., de 38 años, fue la primera experiencia como entrenador profesional en su carrera. Llegó en octubre pasado al conjunto poblano y, después de ganar el Clausura 2017, se enfrentó a Dorados, campeón del Apertura 2016, por el boleto a primera.

"Yo me quedo aquí (en primera división), nadie me regresa", exclamó eufórico el estratega, que antes de dirigir tuvo un breve paso como comentarista de fútbol y como actor de telenovelas.

e-max.it: your social media marketing partner
Tagged under: Liga MX,
Encuentro Deportivo