Menu



El partido entre Atlas y Tigres, que se disputaría este viernes en el inicio de la octava fecha de la Liga mexicana, fue suspendido debido a un fallo técnico en el estadio Jalisco.

La suspensión se dio "debido a que durante el proceso de instalación de la nueva pantalla se suscitó un problema con el mecanismo de elevación, que impidió colocarla a la altura que marcan los reglamentos", informó el Atlas en un comunicado.

La nueva pantalla, que se ubica en el centro del estadio, no sólo hacía imposible una transmisión correcta del partido, ya que impedía ver una parte del campo, sino que además podía poner en riesgo tanto a jugadores como al cuerpo arbitral.

"En ningún momento se puso en riesgo la integridad de personas y bienes, aclarando que la razón fundamental para la suspensión del partido obedece exclusivamente a un tema valorado durante la salida de los equipos al calentamiento", explicó el equipo local.

Más tarde, el club de Guadalajara señaló que en común acuerdo con Tigres y con los directivos de la Liga mexicana, el encuentro será reprogramado en la Fecha FIFA del próximo noviembre, aunque no dieron más detalles.

Algunos jugadores, como el portero de Tigres, el seleccionado argentino Nahuel Guzmán, bromearon en redes sociales por la altura de la nueva pantalla.

"Acá en el Jalisco, haciendo fuerza para que se juegue... #VamosTigres", escribió el guardameta en Twitter, que también adjuntó una foto donde se lo puede ver fingiendo que se pone la pantalla gigante sobre los hombros para levantarla.

LEA TAMBIÉN: El City aprovecha una expulsión de Mané para golear 5-0 al Liverpool

e-max.it: your social media marketing partner
Encuentro Deportivo