Menu



Este domingo, Curazao debuta este domingo en la Copa Oro 2017, lo hará ante el conjunto de Jamaica.

Debido a esto, la organizadora del evento, la CONCACAF realizó un gran reportaje que reseñamos a continuación:

Los niños que crecen en la nación caribeña de Curazao eligen a menudo un guante de béisbol sobre un balón de fútbol.

El fútbol, aunque no está muy lejos. Curazao está produciendo más talento, que se extiende por todo el planeta y fortalece a la selección nacional.

Curazao debutará en la Copa Oro de la CONCACAF el domingo, cuando se enfrente a Jamaica en el Grupo C en el Qualcomm Stadium. Se trata de una revancha de la final de la edición 2017 de la Copa del Caribe Scotiabank ganada por los Curazaleños el 25 de junio.

Un país autónomo que forma parte del Reino de los Países Bajos, Curazao es una franja de una isla a unos 40 kilómetros de la costa norte de Venezuela. En 171 millas cuadradas, es aproximadamente el doble de grande que Brooklyn, y con una población de alrededor de 150.000, es un poco más grande que Bridgeport, Connecticut. En términos de fútbol, quiere convertirse en un coloso.

Con los jugadores ganándose la vida en algunas de las ligas más importantes del mundo, Curazao se ha convertido en una fuerza en el Caribe.

Ahora quiere hacer una demostración en la escena mundial. Los jugadores están esparcidos en clubes europeos de primera, segunda y tercera división, incluso algunos en Japón.

La mayoría juega en los Países Bajos, donde son elegibles para competir por la selección nacional de ese país. Pero Curazao se convierte en una opción atractiva para muchos.

"Cuando uno es joven, siempre sueña con jugar en la selección nacional del país y siempre he visto a la selección holandesa porque yo nací allí y la mayoría eran holandeses al 100 por ciento", dijo el delantero Gino Van Kessel, quien fue el máximo goleador en la Copa del Caribe con siete tantos. "Cuando jugaba a nivel juvenil, había algunos recibieron una convocatoria a los equipos juveniles, pero a mí nunca me llamaron".

-Cuando recibí una llamada de Curazao dije directamente que sí.

Leandro Bacuna, una figura destacada del Aston Villa hizo la misma elección y se ha convertido en un elemento clave en el elenco de Curazao.

"Si miras a la selección holandesa, tal vez puedas sacar más partido de eso, pero si nos miras ahora, creo que he tomado la decisión correcta", dijo el jugador de 25 años. "Te enfrentas a grandes equipos en diferentes partes del mundo. Y en la parte del Caribe, vas a lugares hermosos. Es diferente".

Curazao se convirtió en una nación de fútbol diferente incluso antes de la disolución de las Antillas Holandesas en el 2010. Ahora, al igual que Aruba, acepta la protección militar de los Países Bajos y sus ciudadanos todavía tienen acceso a universidades y becas holandesas. Eso también ayudó a atraer a jugadores como Bacuna y van Kessel a ser parte de la selección nacional de la isla.

"Para nosotros, podría ser más fácil llegar a una Copa Mundial aquí con Curazao", dijo Cuco Martina, quien jugó la temporada pasada para Southampton en Inglaterra.

"Sigo pensando que no estamos en el primer nivel porque es difícil jugar como quieras jugar aquí porque cada club tiene un sistema diferente., diferentes entrenadores y diferentes jugadores en torno a los estilos. Pero nuestro equipo está creciendo junto. Creo que cada vez somos más fuertes. Nos estamos convirtiendo en una nación de fútbol no sólo en el béisbol ".

TEXTO Y FOTO: CONCACAF

LEA TAMBIÉN: Machillo busca cuidar a la Sele de ola de calor en Estados Unidos

e-max.it: your social media marketing partner
Encuentro Deportivo