La joya morada mostró su sencillez y detalló el sentimiento tras ver por primera vez su nombre en la camisa

En su momento fue algo muy criticado en redes sociales, pero la medida tenía un propósito muy importante.

Durante varios juegos de primera división el delantero del Saprissa Manfred Ugalde jugó únicamente con el número en su espalda, la camisa no tenía estampado su apellido.

Sin embargo, no fue un descuido ni mucho menos, José Francisco Porras, en su momento había detallado que llevar el nombre estampado en la camisa del Saprissa es algo que se debe ganar con arduo trabajo y no se consigue de la noche a la mañana.

Pasaron los partidos y finalmente el apellido Ugalde apareció en la camisola número 27 del conjunto morado. Manfred explicó lo que sintió en aquel momento, esto durante una participación en un Facebook Live institucional del club tibaseño.

«Al principio no tenía nombre, después tenía mi nombre y me puse muy contento, el primer nombre que le quería poner era el de mi mamá, pero cuando llegué ya lo tenía puesto». comentó.

Además añadió: «He regalado varias camisetas, la última fue en Cartago, estaba cumpliendo años mi abuelo, ese día anote y decidí regalarle la camiseta»

Por su parte, manifestó que cada día que pasa se cuida más a nivel nutricional, pero reveló que siempre utiliza el cheat meal para comer hamburguesas.

«La dieta que tiene un futbolista es medio difícil, por ahí no me gusta mucho comer vegetales, y ahora que me estoy cuidando en el tema nutricional, lo que más me encanta comer son las hamburguesas, soy fanático, tengo una líbre a la semana para comer y siempre me comó una hamburguesa los domingos».