Mariano Torres dice que ‘todo estaba arreglado’ para que el árbitro le sacara la quinta amarilla y no jugará el Clásico

Sin ningún tipo de rodeos, Mariano Torres, volante del Deportivo Saprissa aseguró que la amarilla mostrada por Adrián Chinchilla en el encuentro ante el Herediano fue totalmente adrede, “todo estaba arreglado” para que se perdiera el clásico del próximo sábado en el Alejandro Morera Soto.

“¿Qué me pierdo el Clásico? Lo único que sé es que estaba re contra arreglado, qué casualidad que vengo jugando desde hace cuatro partidos con cuatro amarillas y hasta hoy tengo la quinta amarilla. Yo estaba hablando con el árbitro en la jugada que Michael Barrantes, le choca la pelota contra la barrera, tendría que parar la jugada. Yo sé que estaba arreglado, es obvio que estaba arreglado hace cuatro fechas que vengo jugando con cuatro amarillas, y qué casualidad es antes del clásico”; citó.

Además de esto, Torres aseguró que se sintió bien jugando como volante de contención, una posición en la que no es habitual, sin embargo tiene que cumplir en cualquier posición que Walter Centeno lo utilice.

“Me sentí bien, esa fue la posición dónde el director técnico decidió utilizarme, yo estoy a disposición del grupo, y tengo que tratar de rendir en la posición que tenga que jugar. Adrián Chinchilla tenía ganas de sacarme la amarilla”; finalizó.

Lea también: Herediano deja al borde del knock-out al Saprissa